Barcelona, marzo 2018.  Entre las actividades que se celebraron la semana del 8 de marzo en los centros de Esplai de Catalunya destaca la “ Gincana de mujeres valientes” donde los niños, niñas y adolescentes pueden conocer las aportaciones, luchas, y descubrimientos que han hecho o hacen las mujeres y que muchas veces quedan invisibilizadas o no son suficientemente valoradas.

Los niños y niñas de las escuelas y centros de esplai recibieron la visita de una monitora disfrazada de María Josep Colomer, la primera aviadora de la historia catalana, que les invitó a conocer hasta doce mujeres relevantes del pasado y presente de los ámbitos artístico, deportivo, científico y social, tales como Anna Vives, creadora de la letra “Anna”, la primatóloga Jane Goodall, la alpinista Edurne Pasabán, la pintora Frida Kahlo, la maratoniana Kathrine Switzer o la activista por los derechos educativos Malala Yousafzai. A partir de diferentes pruebas, chicos y chicas van descubriendo la personalidad de las doce mujeres y, al final, se hacen fotos con unos retratos gigantes.

Las actividades de esta semana se enmarcaron en la propuesta educativa “EnCORatja’t, por la igualdad de género y la violencia cero”, que Fundesplai está trabajando durante los cursos 2017-2018 y 2018-2019. Esta propuesta educativa hace de hilo conductor de las actividades de tiempo libre educativo que se organizan en los centros de esplai y centros abiertos, los comedores escolares educativos, en los espacios familiares de pequeña infancia, a las actividades extraescolares …. en total participan cerca de 85.000 niños y niñas,  y adolescentes y 1.300 monitores y monitoras.

El objetivo de la presente propuesta educativa “Encoratja’t” es educar a los chicos y las chicas, desde su participación activa, para construir una sociedad libre de discriminaciones y de cualquier forma de violencia y avanzar hacia una igualdad de oportunidades real entre todas las personas, indiferentemente del género.

Para ello, se trabaja con cuatro estrategias:

-Fomentar entornos de confianza y una convivencia basada en los valores de la amistad y el respeto a la diversidad, las identidades y orientaciones sexuales.

-Promover la cultura de violencia cero para garantizar la prevención y la detección de conductas sexistas y homofóbicas, además de cualquier tipo de acoso.

-Integrar la perspectiva de género en la cultura y las prácticas de centro de esplai.

-Estimular el espíritu crítico, siendo agentes de transformación social. Movilización social en contra de todo tipo de violencia, en particular la dirigida a las mujeres y los colectivos de LGTBI.